lunes, 13 de octubre de 2008

Plantas superiores










Pensábamos que las plantas superiores podrían ser palmas, árboles o tal vez orquídeas que son plantas muy evolucionadas.
No, plantas superiores para mucha gente son plantas medicinales de mucha utilidad para los humanos que han sido reconocidas como plantas que curan muchas enfermedades.
En todas las épocas ha habido mucho interés por estas plantas medicinales. Hubo una planta que se usó para curar enfermedades en la antigüedad. Esta dibujada en las monedas de Cirene o Kyrenaica (Libia) (308-277 BC) y se llamaba “silphion”, y se ha determinado que era un representante de la familia Apiaceae (Umbelliferae). Tuvo tanta demanda que simplemente se extinguió.
Las farmacias antiguas eran los laboratorios de aquel entonces, donde se elaboraban las medicinas provenientes de plantas, que tenían el máximo interés por parte de los médicos. Carlos Linneo, al quien llaman el padre de la botánica, no era botánico sino médico y sus apóstoles quienes conquistaron al mundo con sus investigaciones botánicas, se concentraban en primer lugar en las plantas medicinales.
Pedro Loefling, quién era discípulo de Linneo y fue el primer botánico que vino a Venezuela en 1754 – casi 50 años antes de Alexander von Humboldt –tenía por encargo de Linneo de averiguar primero las plantas medicinales.
De esta forma, las plantas medicinales venezolanas fueron descritas y bautizadas por Linneo.
El interés actual por las plantas medicinales, algunas de las cuales se llaman plantas superiores, se mantiene y ha aumentado tremendamente con el uso en la homeopatía. y la medicina sistémica. Se han realizado investigaciones científicas sobre muchas de estas plantas y en efecto han mostrado su poder curativo contra una gran cantidad de enfermedades.
Además de hierbas entre las plantas superiores se encuentran también algunas palmas y algunos árboles, por ejemplo Serenoa repens (Saw palmetto) y Ginco biloba.
En todas las épocas las palmas datileras y los cocoteros también han jugado un papel importante. En las monedas de Cirene se encuentran también las imágenes de datileras!
La mejor introducción que podemos imaginar para la comprensión y respeto a las plantas como miembros del reino vegetal son, por lo tanto, las plantas superiores.
El cultivo y el cuidado de las plantas medicinales en una plantación fue el tema de una ponencia de una agrónoma en un congreso botánico. Si mal no recuerdo fue un municipio en Monagas donde establecieron el cultivo de plantas medicinales a gran escala.
Así podemos iniciarnos con las plantas, que no solo son decorativas y dan flores sino también son útiles para nuestra salud y algunos tienen aroma y gusto y se usan como condimentos.
Como anexo una lista de adaptógenos primarios (energizantes) y secundarios (bidireccionales) con el nombre común, el nombre científico y el nombre de la familia de cada planta. Nótense la gran cantidad de plantas bautizadas por Linneo (L.).
Plantas con flores



Las espermatofitas son la división Spermatophyta, grupo monofilético del reino de las plantas (Plantae) que comprende a todos los linajes de plantas vasculares que producen semillas.
El nombre científico proviene del griego σπέρμα ("sperma", que significa "semilla"), y φυτόν ("fiton", que significa "planta"), que se traduce como "plantas con semilla". La circunscripción del grupo (es decir, los taxones de los que está compuesto) coincide exactamente con la del antiguo taxón de las Fanerógamas, que por lo tanto es otro sinónimo de esta división. Debido a que en las espermatofitas el grano de polen produce un tubo (haustorial o polínico) para llegar al óvulo y que ocurra la fecundación, este grupo también es llamado de las embriofitas sifonógamas (del griego: embrios: embrión; fiton: planta; xifos: tubo; gamos: unión sexual. Literalmente, "plantas con embrión cuya unión sexual ocurre con tubo"). A veces la jerga científica se refiere a este grupo como "embriofitas", dejando afuera a las embriofitas asifonógamas o de los briófitos y los helechos y afines.
Hace mucho tiempo que los científicos consensuan la
monofilia de las espermatofitas. Entre las evidencias morfológicas de la monofilia de las espermatofitas está, por supuesto, la semilla misma, y también la producción de madera (o "xilema secundario" generado en el meristema secundario llamado "cambium"), al menos en forma ancestral. Otra característica notable es la ramificación axilar, en comparación con la ramificación dicotómica anisotónica de sus ancestros eufilofitos.



Las espermatofitas se originaron a fines del Devónico, a partir de lignofitas, que ya tenían producción de madera y ramificación axilar, como puede observarse en el registro fósil.
Hoy en día las espermatofitas son, por mucho, el lineaje más extenso de plantas vasculares, con unas 270.000 especies vivientes (Judd et al. 2002). Un solo subclado es el mayor responsable de esa diversidad: las angiospermas, o plantas con flores periantadas. Otros subclados, normalmente agrupados como "gimnospermas", son las cícadas, los ginkgos, las coníferas y los gnetales. Estos cuatro grupos aparentemente comparten un ancestro común. También se llaman "gimnospermas" a algunos fósiles de espermatofitas no productores de flores periantadas, que no comparten el mismo ancestro que las gimnospermas vivientes, por lo que algunos autores diferencian "Gymnospermae sensu lato", que sería parafilético con respecto a las angiospermas de "Gymnospermae sensu stricto", monofilético, comprendido sólo por los lineajes que corresponden a las gimnospermas vivientes.



Pantas sin flores



Las pteridofitas, también llamadas teridofitas, son un filo de metafitas que tienen células agrupadas en tejidos especializados para el transporte de sustancias nutritivas. Son, por tanto, plantas cormofíticas.
Las pteridofitas se encuentran en zonas húmedas y umbrosas. El poseer tejidos conductores, que actúan como tejidos de sostén, les permite elevarse incluso varios metros del suelo, con lo que pueden captar la luz con más facilidad que las briofitas. Sin embargo, como éstas últimas, necesitan el agua de lluvia o del rocío para reproducirse. Los helechos fueron los primeros vegetales que se adaptaron a vivir fuera del agua, colonizando los continentes. Durante la era Paleozoica, especialmente durante el período carbonífero, llegaron a constituir enormes bosques, con especies de hasta 30 metros de alto, cuyos restos han dado lugar a la mayoría de los yacimientos de carbón que ahora se explotan.
El esporofito tiene una estructura de planta superior, con raíces, tallos aéreos y tejidos espodármicos, meristemáticos, de sostén y conductores. Un helecho, en su fase reproductora de esporofito, posee hojas de gran tamaño, llamadas frontas, en cuya cara inferior están los soros, que albergan en su interior los esporangios u órganos productores de esporas.
Los helechos presentan una larga alternancia de generaciones, en la cual la fase de esporofito domina sobre la de gametofito.
La fase de gametofito se inicia con la germinación de una espora haploide que da lugar a un grupo de células, de forma laminar, denominado prótalo. El prótalo se desarrolla sobre el suelo y produce en sus órganos reproductores sexuales los gametos masculinos o antererozoides y los gametos femeninos u oosferas.
La fase de esporofito se inicia después de que el antererozoide fecunda a la oosfera originando un cigoto diploide. El cigoto formado comienza a dividirse originando el esporofito, que se alimenta del gametofito, hasta que incluso lo hace desaparecer. Los esporangios del esporofitos producen unas veces, una sola clase de esporas, que originan prótalos hermafroditas, y otras, dos clases de esporas: las macrosporas, que engendran prótalos femeninos con arquegonios; y las microsporas, que dan lugar a prótalos masculinos con anteridios. Éstas dos últimas clases de esporas haploides al germinar darán lugar de nuevo a la fase de gametofito.
Se diferencian de las pteridofitas de las espermatofitas, no por carecer de flores, ya quemuchas pteridofitas las poseen, sino por carecer de semillas.

Gimnospermas

Las gimnospermas son plantas vasculares y productoras de semillas. El nombre proviene del griego γυμνός, desnudo, y σπέρμα, semilla; es decir, semilla desnuda. Este término se aplica debido a que las semillas de estas plantas no se forman en un ovario cerrado (esto es, un pistilo con uno o más carpelos que evolucionan a un fruto, como ocurre en las angiospermas), sino que están desnudas en las escamas de los conos

Características [editar]
Son plantas leñosas, casi siempre arbóreas, a veces arbustivas o de biotipo palmeroide. Sus flores son sencillas, poco llamativas, de polinización casi siempre anemofilia, con las flores dispuestas lo más a menudo en estróbilos.
La producción de semillas distingue a las gimnospermas (junto con las angiospermas) del resto de las plantas vasculares. Las gimnospermas son heterospóreas, produciendo microsporas que se presentan como granos de polen y megasporas que contienen una oosfera o gameto femenino (en un gametofito femenino, el óvulo). Como resultado de la fecundación (al unirse los gametos masculino y femenino derivados de las esporas), se forma el embrión. Éste, acompañado por las envueltas y otros tejidos del óvulo, termina formando la semilla, que es una fase esporofítica con reposo (diapausa).

A diferencia de las angiospermas, no tienen la semilla totalmente cubierta por la hoja fértil o carpelo, por eso también se la llama semilla desnuda.

Posición evolutiva y clasificación [editar]
En un momento, las gimnospermas se consideraron una clase (Clase Gymnospermae), primero dentro de las plantas con semilla (División Spermatophyta; 1883~1950) y luego dentro de las plantas vasculares (División Tracheophyta; 1950~1981). La clase esencialmente abarca a las coníferas y sus aliados (plantas relacionadas), incluidos varios grupos de plantas extintas conocidas solo por restos fósiles. En el esquema de clasificación anterior, las plantas con "semillas desnudas" fueron claramente apartadas de las otras grandes clases de plantas (esto es, helechos y plantas con flores clásicas o angiospermas), práctica que ha continuado hasta la actualidad. Sin embargo, las pruebas fósiles (y el ADN) demuestran que las angiospermas evolucionaron a partir de antecesores gimnospermos, lo que califica al grupo de parafilético (un cajón de sastre). Desde el desarrollo de la cladística moderna, se intenta definir sólo taxones holofiléticos (monofiléticos en el sentido de Hennig), es decir, que contengan a todos los descendientes del antepasado común del grupo sin excluir a ninguno.
Dicotiledónea
Conocemos como dicotiledóneas a los vegetales del reino Plantae cuyo embrión tiene dos cotiledones, característica que da nombre al grupo. Todas las dicotiledóneas están englobadas en la categoría taxonómica de Clase Magnoliopsida, y pertenecen a la División Magnoliophyta o Angiospermas que está constituida por todas las plantas con flor. Existen más de ciento setenta y cinco mil especies de plantas pertenecientes a esta clase. Ejemplos de dicotiledóneas son la judía y la malva.
Para ver la sistemática de Monocotiledóneas debes dirigirte a Clase Magnoliopsida.
Anatomía
[editar] Hojas
Sus hojas presentan un limbo y un peciolo, y a menudo son compuestas. Uno de los rasgos que las distinguen de las monocotiledóneas es la disposición de los nervios, generalmente reticulada, con un nervio central grueso del que parten otros más finos, existen excepciones a esta norma.
[editar] Tallos
En los tallos se puede ver, en sección transversal, los haces conductores dispuestos en círculo, que se encargan de transportar el agua y las sales minerales. Las dicotiledóneas comprenden vegetales leñosos y herbáceos. Los tallos de los primeros tienen porte arbustivo, si se ramifican desde la base, o arbóreo, si las ramas aparecen a cierta distancia del suelo.

[editar] Raíces
Las raíces son axonomorfas y secundarias. Tiene un gran eje central con bifurcaciones.
[editar] Flores
En esta clase están representados casi todos los tipos de flores. Las partes de la flor son los sépalos, pétalos, estambres y carpelos que suelen disponerse en verticilos (cáliz, corola, androceo y gineceo, respectivamente).